divendres, 9 de maig de 2014

Oasis expulsada de la Alianza Evangélica Reino Unido por impulsar la homosexualidad

Después de “meses de conversaciones y oración”, la Alianza Evangélica del Reino Unido (EAUK) ha decidido “suspender”, con “tristeza”, la membresía de Oasis Trust, la organización sin ánimo de lucro conocida especialmente por su trabajo contra el tráfico de personas. La decisión se tomó después de que la organización liderada por el conocido pastor Steve Chalke cambiara su doctrina en relación a la práctica de la homosexualidad.

En un comunicado de la EAUK, se explica que la expulsión se produce porque “pese a que Oasis dijo ‘no tener una posición corporativa sobre este asunto’”, sí hubo quejas y preocupación ante lo que “se ha percibido como una campaña para cambiar la visión histórica de la iglesia sobre la sexualidad humana”. En los medios online de Oasis reta a “repensar las actitudes de los cristianos frente a la homosexualidad” y explica que “la inclusividad está en el corazón de todo lo que hacemos”.

 La Alianza Evangélica del Reino Unido explica que Oasis no aceptó “ajustar el contenido de sus páginas web, recursos y redes sociales para presentar de forma equilibrada la visión cristiana tradicional”.

El breve comunicado concluye diciendo que “la Alianza Evangélica sigue teniendo un profundo respeto por el trabajo y los logros de Oasis Trust y tiene un fuerte deseo de evitar cualquier disputa impropia”.

La EAUK es la institución evangélica más grande y representativa de ese país. Une a 79 denominaciones, 3.500 iglesias y 750 organizaciones evangélicas.

En una nota, sus representantes han recordado que “si una persona o una iglesia es miembro de la Alianza Evangélica, eso no solo implica suscribir la base de fe, sino también tener la disposición de actuar en conformidad con las directrices de los compromisos adquiridos en especial con respecto a la buena comunión con otros evangélicos”.

OASIS SE MUESTRA “DECEPCIONADA”
 Tras hacerse pública la decisión, Oasis respondió con su propio comunicado. La organización expresaba su “profunda tristeza” por la decisión de la EAUK. “Querríamos aprovechar este momento para volver a exponer nuestro profunda creencia de que la ética, los valores y la misión deOasis se sienta firmemente dentro de la tradición evangélica”.

El texto explica que pese a que “el reverendo Steve Chalke hizo un llamamiento para unaaceptación abierta y generosa de las personas con diferentes sexualidades” esto no significa que “nadie haya intentado imponer los puntos de vista del fundador sobre las personas del equipo” que trabajan para la organización.

“Desde la publicación del artículo ‘Una cuestión de integridad’ en enero de 2013 [en el que Chalke anunciaba su cambio de posición en cuanto a las uniones homosexuales], el consejo de Oasis ha estado en una conversación constante con la Alianza Evangélica. Por su petición, hemos hecho varios cambios en nuestro contenido online y pensábamos que habíamos llegado a un punto en el que ambas partes podían estar satisfechos en que nuestra relación continuaría. Por ello, estamos decepcionados por el anuncio pero continuaremos buscando y disfrutando una cálida relación con la amplia iglesia cristiana en Gran Bretaña y el resto del mundo”.

Oasis era miembro de la alianza desde 1987. Se creó dos años antes para ayudar a personas sin hogar. A partir de alí, el ministerio creció con el apoyo de la iglesia homónima en Waterloo (Londres) y bajo la tutela de Steve Chalke se amplió a áreas como la educación, el desarrollo comunitario o el acceso a la vivienda. En este momento, la ONG Oasis existe en 10 países.

Además, Chalke impulsó Stop the Traffik, la importante red internacional de organizaciones cristianas que luchan contra el tráfico de seres humanos.

POLÉMICA EN EL MUNDO EVANGÉLICO BRITÁNICO
La noticia de la expulsión ha provocado todo tipo de reacciones. Por un lado están aquellos que aplauden la “valentía” de la EAUK por mantener la posición evangélica mayoritaria sobre la homosexualidad en pleno debate social tras el impulso de la nueva ley de matrimonio homosexual por parte del primer ministro David Cameron.

Por otro lado, decenas de personas han expresado su malestar en las redes sociales, especialmente en el perfil de Facebook de la propia EAUK , mostrando su desacuerdo con la expulsión de Oasis.

Medios como la revista Christianity (Reino Unido) o Christianity Today (EEUU) también han informado y opinado ampliamente sobre el tema.

HOMOSEXUALIDAD, LA SEGUNDA GRAN CONTROVERSIA DE CHALKE
El origen de la situación actual se dio en enero de 2013, cuando Steve Chalke creó una gran controversia al anunciar su cambio de visión en cuanto al matrimonio homosexual. En un extenso artículo (versión resumida aquí ) y con una declaración en vídeo, el pastor explicó que él y su iglesia aceptarían y promocionarían a partir de ese momento las relaciones homosexuales monógamas, siempre que fueran en un entorno de fidelidad.

Chalke negó que con ello se apartara de una visión bíblica y alegó que Jesús no habría rechazado a las personas homosexuales por su orientación.

“Deberíamos encontrar caminos para apoyar formalmente y animar aquellos que están o desean entrar en uniones civiles del mismo sexo, así como deberíamos animarles en su papel como miembros en el cuerpo de Cristo”, argumentaba el pastor.

Chalke ya había sido el centro de otro importante revuelo en el entorno evangélico. En 2004 el reverendo bautista publicó el libro ‘The lost message of Jesus’, que negaba la doctrina de la sustitución penal, alegando que afirmar que Jesús hizo expiación recibiendo la ira de Dios en la Cruz equivalía a creer que la Biblia promueve el “abuso infantil cósmico” (en inglés: “cosmic child abuse”).

El debate, hace ya 10 años, también obligó a muchas iglesias y líderes evangélicos a definirse. Entre ellos, la propia EAUK, que también en este tema se posicionó en contra. También en EEUU una mayoría evangélica rechazó las nuevas posturas “liberales” de Chalke, con teólogos como John Piper y Wayne Grudem respondiendo a Chalke. Otra consecuencia entonces fue que la mayor conferencia anual evangélica de Gran Bretaña, “Word Alive”, se partiera en dos cuando 2 de las 3 entidades organizadoras (UCCF y Keswick) no aceptaron que Chalke siguiera enseñando desde el estrado.


Fuente: http://www.protestantedigital.com

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada